viernes, 15 de mayo de 2009

MARAVILLAS DE MI TIERRA III


CHONGOYAPE Y SU ETERNA CALIDEZ
* La magia de un rincón lambayecano.

CHONGOYAPE es uno de esos lugares donde se respira calma y a donde da gusto regresar. Es un distrito ubicado al noreste de la provincia de Chiclayo, constituyendo uno de los distri­tos más alejados del litoral y cercanos al macizo andino.

Limita al norte con la provincia de Ferreñafe; al sur, con los distritos de Oyotún y Zaña; al este, con la región Cajamarca; al oeste, con el distrito de Mesones Muro.
El relieve del distrito de Chongoyape es menos llano que el de Chiclayo, por los contrafuertes andinos que se le­vantan en su territorio y entre los que corre el río Chancay. Son célebres los cerros Mulato y Raca Rumi, al norte de la ciudad de Chongoyape. La extensión territorial del distrito es de 619.80 km2.

LA CAPITAL
La capital del distrito es la ciudad de Chongoyape, ubicada a 60 km. de la ciudad de Chiclayo y cuenta con una población de 20 mil habitantes aproximadamente.
La palabra Chongoyape proviene del quechua y significa corazón que llora o corazón triste.
Su población se ocupa mayormente de la agricultura, en la que destaca la siembra de arroz y caña de azúcar, al igual que el maiz.
Tiene un clima cálido, seco y con lluvias concentradas entre diciembre y marzo, presentando una temperatura que oscila entre los 30º C y 14ºC, aunque puede presentar una máxima de 35ºC en el verano.

Ubicación de Chongoyape

ECONOMÍA
Las principales actividades son la agricultu­ra y la ganadería. Los cultivos preferenciales son el arroz, caña da azúcar, maíz, camote, yuca y frutales. Pese a las buenas condiciones de sus suelos y clima, la agricultura no es intensiva y algunos cultivos son inadecuados. Otra deficiencia, aunque superable, es el extremo racionamiento del agua, pues el reservorio de Tinajones abastece preferentemente al canal Taymi y al río Lambayeque, quedando los chongoyapanos con las goteras en tiempos de escasez.

Valle de Chongoyape

Otras actividades son el comercio y la elaboración de dulces, entre éstos los famosos bizcochuelos chongoyapanos. Además, es muy concurrida la fe­ria del 25 de noviembre de cada año, celebración de su fiesta patronal en honor a Santa Catalina de Alejandría.

TURISMO. Una industria de paz
Siendo una tierra rica en cultura y naturaleza, cuenta con lugares muy hermosos para conocer como el Cerro Mulato, con antiguos petroglifos, el reservorio de Tinajones, su imponente cascada (caída de agua), la Reserva Ecológica Chaparrí donde se protegen animales en vías de extinción, como la pava aliblanca o el oso de anteojos, zorros, venados, pumas y guanacos.

Reserva Ecológica de Chaparrí

Se puede refrescar en las aguas del río Chancay o dar un paseo hasta Paredones, a Tabacal o Guayaquil, visitar La Beatita, pequeña capillita en un cerro muy cerca del pueblo, recorrer sus campos de cultivos yendo por caminos desde el pueblo hacia los campos de arroz, teniendo cuidado con los zancudos en la época de siembra.

Río Chancay

Observar aves como los arroceritos, las tórtolas, el chisco, el chiclón o el tordo, por las noches. Chongoyape es la tierra del sol y la alegría como dice parte de la letra de su himno. Su bandera de cuatro colores: amarillo, verde, marrón y azul representa el paisaje de este pueblo y lugar de agradable belleza natural.

Otro de los lugares que se puede visitar es la represa de Tinajones, imponente reservorio de mucha importancia para la irrigación del agro lambayecano. Existen temporadas donde se realizan eventos de motonáutica y presentaciones de grupos de rock, visitados por gente de Chiclayo, Lima y del pueblo chongoyapano. Al visitar este bello pueblo, se encontrará un buen hotel, deliciosa comida y gente amable.

Reservorio de Tinajones

CULTURA ANTIGUA
En Chongoyape también existe vestigios dejados por sus antiguos habitantes. En este lugar se encontraron dos lotes de tumbas con objetos de oro. El primero, hallado en 1928-1929, por el joven Floro Morrofú de 15 años, en el fondo de una acequia en la hacienda El Almendral, de propiedad de los hermanos Gayoso; y el segundo, una década después, al parecer junto con los restos de tres individuos y con cerámica de estilo Cupisnique, por los trabajadores de un camino.

El material encontrado es muy vistoso y comprende coronas, pectorales, anillos, alfileres e incluso una placa bimetálica, que combina oro y plata, así como cuentas esféricas hechas de dos tapas soldadas, depiladores y alambres de oro. Estas piezas están asociadas al estilo Cupisnique, aun cuando tienen rasgos atribuibles a una nítida relación con Chavín.

Actualmente, las piezas halladas se encuentran en exhibición en el Museo del Indio Americano de Washington.


Igual como sucede en Chavín de Huántar con la figura de la Estela de Raimondi, entre las representaciones metalúrgicas de Chongoyape aparece retratado un personaje de la más alta jerarquía, sosteniendo báculos.
Por estas piezas de metal, a Chongoyape se le considera cuna de la metalurgia peruana.
--------------------------------------------------

Chongoyape cuenta con los recursos necesarios para cautivar al visitante. Sol, naturaleza, cultura, gastronomía y, sobre todo, la amabilidad de su gente.
Si desea pasar momentos agradables en familia o en compañía de amigos, le recomendamos visitar este lugar. El encanto está garantizado.
(Foto del Valle de Chongoyape pertenece a Luis Acuña).

Por César Ruiz.

11 comentarios:

Enrique Odar Rojas dijo...

Exclente acercamiento a uno de nuestros pueblos, lindos pero olvidados y abandonados.
El reservorio, la explanada del ex campamento de trabajadores, cuyas casas he sabido que desmontaron y se las birlaron, los atardeceres y los amaneceres, son los puntos fuertes de este pueblo. Ellos son los mejores insumos para un excelente negocio turístico de mediana escala. Existe entre los europeos la necesidad de buscar y adoptar parajes remotos y tranquilos para personas de la tercera edad, que junto a los bird watchers (observadores de aves) se han convertido en el público objetivo selecto para las inversiones en turismo vivencial y de reposo. Basta que un empresario lamabayecano establezca un joint venture con alguno de esos fondos europeos para hacer realidad un proyecto turístico de mediana envergadura. Ojalá se pudiera hacer realidad. De verdad que los bizcochuelos chongoyapanos son de la mejor calidad. Espero que al industrializarlos no pierdan su sabor y textura.

Anónimo dijo...

riquisimooooooos los biscochuelos a mi me encantan

yo

The_RaVen dijo...

alguien puede decirme que fue de Paredones? aun se puede ir de campamento?

Anónimo dijo...

Chongoyape, es mi cable a tierra, siempre que lo voy a visitar, automaticamente hago catarsis, porque mas allá de mi familia , CHONGOYAPE tiene esa energia suficiente para cautivarte y renovarte que cualquier ciudad del mundo no lo tiene, por eso cada vez que pasa el tiempo, más lo amo a mi tierra que me vio nacer.

saludos para todo mis paisanos que siguen gozando de esas cálidas tierras del norte.
.
UN abrazo desde Rosario- Argentina.
FRancisco Montalvo Martinez

Anónimo dijo...

PRIMERO QUE NADA FELICITAR AL BLOG, LES AGRADECERIA MUCHO Y ESTOY SEGURO QUE HABLO POR MUCHA GENTE, HAGAN UN INFORME DE LOS LUGARES DONDE PODEMOS ACAMPAR, EN EL DEPARTAMENTO DE LAMBAYEQUE.

Antero dijo...

Breve pero preciso para resumir lo hermoso de mi pueblo, felicito al o los creadores de este espacio, y bueno ofrecer mi ayuda, soy fotógrafo, tengo muchas fotos de chongoyape y alrededores, pero no se mucho de estos blogs, asi que si me dicen como les puedo colaborar, con mucho Gusto lo haré.

german milian correa dijo...

VIVA CHONGOYAPE. MI TIERRA ES ACOGEEDORA PARA EL VISITANTE QUE PROMETE REGRESAR OTRA VEZ.

GERMAN MILIAN CORREA. dijo...

CON MIS HERMANOS QUE VIENEN DEL EXTERIOR NOS ENCONTRAMOS EL MES DE FEBRERO DE CADA AÑO Y VAMOS A MAJIN DONDE LA PASAMOS LINDO. VIVO EN EL CALLAO Y LA FAMILIA DE MI ESPOSA QUEDA ENCANTADA CON MI PUEBLO. ME SIENTO ORGULLOSO COMO CHONGOYAPANO.

Virginia Delgado dijo...

No hay nada màs hermoso que Chongoyape y sobretodo el pequeño y acogedor Tinajones. Arriba San Juan.

Carlos Emilio Sánchez Mori dijo...

UN COMENTARIO DE MI CHONGOYAPE QUERIDO
Chongoyape, linda tierra donde nací, siempre te recuerdo, no hay nada como tu. Tierra fértil y generosa, sus ricos mangos, papayas, caña, ciruela, guanábana. Hermosa tierra. Mis mejores recuerdos son cuando era niño, recorría sus calles sin zapatos, como todo campesino pobre, las colas que hacíamos para recoger mi juguete de navidad, las fiestas de navidad, nuestra patrona Santa Catalina, nuestra capilla tres de mayo, nuestro camal, nuestra acequia en la cual nos hemos dado un sin número de chapuzones. Hace poco estuve por ahí, los chongoyapanos de mi época casi ya no están; visité el cementerio y ahí encontré la tumba de muchos de ellos tales como la de Juana Isabel Torres Torres, nacida el año 1932 y fallecida el año 2012. Ernesto Pepe Torres Torres, nacido el año 1935 y fallecido el año 2010. Segundo Inocente Torres Torres, nacido el año 1923 y fallecido el 2009. Aurora Torres Torres, falleció el 28 de octubre de 2014. Agustín Torres Torres, fallecido el 19 de diciembre de 1955. Este amigo falleció en un accidente de tránsito, aplastado por un tanque de combustible. Los padres de estos recordados amigos fueron: Margarita Torres Guevara, nacida el año 1901 y falleció el año 1986. Nicolás Torres Toro, nacido el año 1896 y falleció el año 1943. Vale recordar, aunque no fue mi amigo, sí mi paisano, al ilustre médico, Dr. Víctor Enrique Tirado Bonilla, quien falleció el 24 de setiembre de 1993. Mi gran amigo y compañero de la recordada Escuela 225 de mi pueblo, al ex agente PIP Arístides Rojas Morales, quien falleció en un accidente de tránsito el 25 de setiembre del año 1983. Fue a querer moralizar la PIP, corrupta por antonomasia y sigue siéndola, pero, extrañamente, fue atropellado por un vehículo. Así es la vida. Don Eleodoro Arriola Negri, nacido el 03 de julio de 1918 y falleció el 26 de noviembre de 1997.
Recordemos también a mi recordado abuelito don Manuel Sánchez Montalvo, falleció el 22 de setiembre del año 1983, mi abuelo paterno.
Miguel Estanislao Sánchez Mundaca, falleció el 02 de junio de 1994. Mi papá, quien por haber nacido el mes de mayo de 1922, murió a los 72 años de edad, víctima de una cirrosis hepática. Matilde Salazar Julca, mi prima, falleció el 6 de setiembre del 2000. Clara Pascuala Julca Gonzales, mi tía, mamá de Matilde Salazar Julca, falleció el 09 de setiembre del año 1999. Elisa Julca Gonzales, mi tía, hermana de mi tía Clara. Falleció el 17 de octubre del 2005. Mi tío Benjamín, esposo de mi tía Elisa. Cecilia Sánchez Mori, falleció el 22 de setiembre del año 1951, a los meses de nacida. Juana Edita Sánchez Mori, mi hermana, últimamente fallecida a la edad de 67 años. Tales son los chongoyapanos a los que recuerdo con mucho cariño, entre otros, tales como la huerta del señor Pita, de donde me alimenté con abundante fruta, mi maestro el Profesor Néstor Mago Cieza, el Profesor Cavero, don Pancho Calderón, el señor SORIANO, dueño de la mejor tienda de telas y abarrotes de mi chongoyape, la señora Juanita Losio y su lindo palomar, el médico del pueblo el señor Pajares quien preparaba las pócimas en su botiquín y así nos curaba; recuero también al señór Bartolomé, quien conducía una gran tienda de telas y abarrotes, vendía haasta dinamita y armas de fuego, era permitido por entonces; entre otros. Que Dios los bendiga a todos ellos y los tenga en su gloria

Carlos Emilio Sánchez Mori dijo...

Antero, queremos ver esas fotos de nuestro Chongoyape. Anímate a publicarlas. No vaya ser que más tarde sea echada al olvido. Gracias. Carlos Emilio Sánchez Mori